Las cinco caras de la comunicación en el ámbito profesional

El éxito, ya sea en el ámbito personal o profesional, es muy difícil de conseguir si no se es capaz de desarrollar una comunicación efectiva. La comunicación es básica en cualquier aspecto de nuestra vida, somos animales sociales y eso nos condiciona. De todas maneras, decir «comunicación» es generalizar. Si nos centramos en lo profesional, podemos distinguir hasta cinco tipos distintos de comunicación que conviene dominar:

1- Comunicación en público: no nos engañemos, existe algún que otro animal escénico en el mundo, pero lo más normal es que para poder llevar a cabo una presentación sin parecer un manojo de nervios haya que practicar mucho. Sin práctica no hay seguridad. Por eso es tan importante formarse para mejorar esta faceta comunicativa. Y no solo eso, la estructuración del discurso también es clave, así como la fluidez. No hay nada que de peor imagen en una presentación que quedarse en blanco. Pero para todo hay trucos, solo hace falta aprenderlos.

2- Comunicación cara a cara, de persona a persona: el cara a cara es fundamental. Es verdad que con Whatsapp, Telegram, etc. nos estamos aplatanando un poco, pero el cara a cara sigue siendo básico. En cualquier negocio el poder de persuasión (al final se reduce un poco a eso, ¿no?, a ser el encantador de serpientes) es decisivo. En este nivel comunicativo, quizás lo que más cuenta no es lo que se dice, sino cómo (la expresión facial, los gestos… en fin, todo lo que sea comunicación no verbal). Pero, cuidado, cada cultura tiene sus propios protocolos para estas situaciones. ¡Fórmate y no des la nota!

3- Comunicación con los clientes: captar clientes no es lo más difícil, lo más difícil es mantenerlos, fidelizarlos. Para eso se requiere una atención constante a sus necesidades y, sobre todo, una buena comunicación y una actitud profesional. También esto necesita una preparación adecuada, y no cabe duda de que es conveniente tenerla. ¿A quién le gustaría perder un cliente?, ¡y si es por culpa de un malentendido menos aún!

4- Comunicación en equipo: un equipo necesita comunicación para ser un equipo. Así de claro y sencillo. Sin comunicación interna, un equipo no funciona y la cohesión deja paso a los individualismos y los consecuentes errores. Es verdad, todo equipo necesita un líder, pero un buen líder sabrá que la comunicación es la base de su liderazgo.

5- Comunicación en la red: no podía ser de otra manera, las redes sociales son prácticamente omnipresentes, y, si no podemos vencerlas seamos inteligentes y aprendamos a sacar el máximo provecho de ellas. Si se utilizan con profesionalidad e inteligencia, las redes sociales pueden servir de altavoz para cualquier empresa y hacer que lo que tenga que decir llegue a un número impensable de personas, por muy pequeña que esta empresa sea.

Queda claro que la comunicación, en todas sus formas, es esencial para el éxito profesional. Pero, ¿cómo se mejoran las habilidades comunicativas? La respuesta es formación. La formación específica en habilidades comunicativas es la única forma coherente de optimizar estas cualidades. Otra manera es a base de golpes y decepciones en el trabajo, pero no creemos que sea mejor, ni mucho menos. En Ontraining somos conscientes de esta necesidad, y por eso con nuestros cursos ofrecemos la oportunidad de alcanzar una gestión perfecta de la comunicación, en todos los sentidos. Nosotros te ofrecemos seguridad, ¡y ya estás tardando en conseguirla!

¿Te ha gustado nuestro post? Recibe nuestra newsletter mensual con el mejor contenido de nuestro blog.

Deja un comentario

La escuela de formación en idiomas
y comunicación para empresas innovadoras.

¿Hablamos?

    Nombre:
    Email:
    Teléfono:
    Tu mensaje: